Hört der Regen auf Strasse zu füllen

Entradas etiquetadas como ‘raúl gonzález’

Los grandes jamás se olvidan

Era una decisión que se hacía esperar con nostalgia, tristeza y quizás, con un poco de esperanza quimérica. La medida del Real Madrid y el jugador fue la que se rumoreaba por doquier en los medios de comunicación: Raúl González Blanco se desvinculó del equipo de sus amores y se enrumbo en una nueva aventura lejos de su país natal.

Muchos creían que por ser el ícono del club y por la trayectoria que había forjado a pulso con la camisa blanca se podría dar el milagro que se quedara en la capital española; al final esto no pudo ser, Raúl se despidió con sus ojos llenos de lágrimas y una cara nostálgica que hacía presagiar que eran miles los recuerdos que se cruzaban en su mente al momento de decir adiós. Juró amor eterno al Real Madrid, se puso a disposición del club y poco después se despidió. Dio media vuelta con un rostro desencajado y un mar de llanto que en vano intentó disimular.

El amor al Club Blanco siempre fue su prioridad, intentó quedarse allí hasta donde fue posible; pero ya no era el Raúl de años atrás, el fútbol y el tiempo le estaban comenzando a pasar factura. Con 32 años de edad la cosa se vislumbraba difícil para seguir haciendo lo que más ama en su vida: jugar al fútbol. Los fichajes y la sangre nueva lo iban a relegar al banco nuevamente y prefirió culminar sus últimos años de carrera gritando sus goles y jugando a un alto nivel antes de ser un espectador de lujo en el banquillo.

El Schalke 04 se interesó y se hizo con sus servicios para el comienzo de la temporada que está próxima a iniciar. En los pocos partidos que ha jugado ya ha marcado un par de goles, de los cuales uno fue de gran factura, demostrando así que los años pasan pero que la calidad seguirá intacta hasta el final de su carrera. Los objetivos ahora son otros, si bien el club alemán es uno de los grandes de Europa sus exigencias son distintas a las del Madrid y la presión ya no será igual. Quizás, Raúl podrá disfrutar ahora mucho más del fútbol y divertir a la afición alemana con sus goles, lo que seguro conseguirá; eso sí, sin dejar de lado lo que podría ser el último gran reto de su carrera: ser el máximo goleador de las copas europeas.

El niño consentido de la afición madridista ha cruzado la frontera y se ha cambiado de camisa, no sé si el color azul del Schalke 04 le sentará bien pero su entrega, su garra y su corazón siempre estarán presentes en todo aquellos que nos gusta este deporte.

Ya el eterno capitán del equipo merengue no estará en la capital española, sus goles ahora los gritarán los alemanes, y aunque el Santiago Bernabéu ya no sea su casa, nunca dejará de ser: El Ángel de Madrid.

Anuncios